Make your own free website on Tripod.com

Los Tesoros de Sabaneque

- Tesoros del Mogote ( El Baúl )

Home
Naufragios y Arribos interesantes
- Tesoros del Mogote ( El Baúl )
- Piratas en el Mogote
-La Corona de la cómica
-Detector de Metales
-El Estero del Jatal
-Cayo La Vela
- Vino Añejo
- Piratas en Cayo Cristo
-El Hombre de Cayo Cristo
-El Tesoro de Rackham
-Fragata San Juan
-Tesoro del Olonés
-Cañones Tapiados
-La Cruz de Plata
-La Bóveda Pirata
-Bergantin de Juan Clara
-Tesoro de Piedra Negra
-Pepe Cuca
-La Corona Perdida
-Crucifijo de Umoa
-Las Monedas de Versagua
-Cayo Santa María
-Las Dos Anclas...
-La Guarida de Morgan
-La Flota de Plata
-Los Cofres de Granadillo
-Tesoro de la Cadena
-Ingenio Flor de Cuba
-El Dinero de los Cimarrones
-La Esmeralda del Purio
-Cueva del Gas
-Botija de Amaro
-Tesoro de la Sierra
-La Fortuna de Azpiri
-Central Atenas
-Relatos de Pepe Beltrán
TESOROS URBANOS
-Los Conquistadores en Sagua
-Sabana y Sabaneque
PIRATERIA
-Piratas (Biografías)
-Monedas (Coins)
-Siglo 19
Siglo XVIII
Ultimos piratas de Sabaneque
2da Guerra Mundial
LINKS

EL BAUL

Historia del Baúl encontrado en Sagua La Grande.

(Notas de Campo)

baulpirata.jpg

Una agradable mañana del mes de dicienbre de 1970 habíamos preparado una soga con nudos y un garfio en la punta la cual nos serviría para descender al precipicio ubicado a la derecha del gran salón o antesala de la Cueva del Murciélago.Nuestra joven mente iba a realizar una aventura, no una seria exploración científica. Influenciados por libros de Julio Verne y Salgari explorábamos al estilo europeo;botas altas,Bermudas,casco de corcho,cuchillo en la cintura,sogas de nudos con garfios,entre otros equipos.En ocasiones nos acompañaba el perrito “Apanachi” de nuestro colega Fidel Vila (Machy).Cuando podíamos conseguir vino Viña 95 llenábamos una cantimplora pues:

“todo explorador debe entrar en calor con buen vino:…”

“ Aquella mañana tomamos en Sagua la guagüita hasta el crucero de Jumagua y cargando con nuestro equipaje continuamos a pie por toda la línea férrea hasta el límite de Jumagua y Chinchila donde cortamos hasta hallar la Cueva del Murciélago (aún no bautizada cartográficamente)”.

“ Tan pronto como cumplimos con los ritos tradicionales de “buen viaje por el interior de las cuevas” (Ver: “LA CAMPANA” y “LA VIRGEN”),amarramos nuestra soga en una cavidad y la lanzamos hacia la profundidad del precipicio y comenzamos a descender.Nuestro principal medio de iluminación eran antorchas y mechones de saco empapados en petróleo.El humo que estas des-prendían nos hacía muy incómoda la exploración.Este “precipicio” o depression (furnia) forma par-te de la Cueva del Abono la constituiría una cueva independiente de no ser por algunas comunica-ciones que tiene con Cueva del Murciélago. De esta se extrajo gran cantidad de abono orgánico durante la primera mitad de este siglo (XX). El abono  no es más que el excremento del murciélago el cual se utiliza como fertilizante en terrenos de cultivo ;se le llama comunmente “Guano de Murciélago” o “Murcielaguina”.En cuevas como esta,donde existen gran cantidad de quirópteros, se acumulan grandes colchones de este abono en relativamente poco tiempo. Durante nuestro recono-cimiento encontramos muchas herramientas abandonadas que se utilizaron en dicha actividad in-cluyendo los largos cables de acero por donde rodaban montaña abajo las cubetas de carga,facilitándonos estos teleféricos el ascenso y descenso a los rincones más incómodos de la caverna”.

“En una de las oquedades,casi justo al borde del llamado precipicio, encontramos un extra-ño baúl aplastado cuya madera,muy deteriorada por el tiempo,se nos hacía polvo entre las manos, con todo su material metálico(cerradura,esquineros y adornos) en avanzado grado de oxidación.  Sus restos estaban por debajo del piso original de la cueva a diferencia de los demás instrumentos que estaban sobre (o dentro) del guano”.

“Recogimos todas las partes metálicas para poderlas comparar posteriormente, pero el estilo de estas piezas era completamente diferente a los baules,por lo que comenzamos a acariciar la posibilidad de un “Baúl Pirata”. 

“ Muchas personas nos decían que “estaba muy en la superficie para ser tan antiguo” y esta razón nos hizo ser más conservadores dedicándonos a consultar ancianos,campesinos y especialistas con los cuales nunca llegamos a una conclusión definitiva”.

Pedro Suárez Tintín (1982)

 

El descubrimiento de este raro baúl en 1970 revolucionó a toda Sagua  y hasta el día de hoy la tradición popular lo ha incorporado a su folklore de la forma siguiente:

“A principios del siglo XX unos obreros que extraían guano de una de las cuevas del Mogote tropezaron sus palas con un viejo baúl en el fondo de un precipicio y emocionados ante el descubrimiento destruyeron su enorme candado metálico comprobando con incredulidad que habían acabado de encontrar un enorme  tesoro pirata y que sus vidas de guaneros había terminado.Toda la empresa quedó abandonada y el extraño cofre vacío apareció muchos años después aplastado por la inclemencia del ambiente subterráneo”.

Es curioso destacar que cerca de este hallazgo encontramos una antigua botella la cual nadie pudo identificar.Cuando ingresé en la Universidad de La Habana en 1975 traté de compararla con otras de catálogos coloniales y consulté a especialistas, pero nunca he identificado a tan rara pieza.

cofrebaul.jpg

tt-mogotes-desdesantaana.jpg

Para las futuras generaciones debo decir que por aquellos tiempos del descubrimiento decidí sepultarla en la sala de mi casa cuando construíamos dos muros para el apoyo del “mediopunto”,así que

“la botella pirata” ha continuado su viaje hacia el futuro con una nota mía en su interior .Por otro lado las partes metálicas del baúl aún se conserva en mi colección con vistas a desentrañar su misterio algún día en el futuro inmediato.Pero hemos de entender que sean lo que sean estos dos objetos,para la tradición continuarán perteneciendo al mundo encantado de las leyendas…

Enter content here

real-flames.gif

Extracto del libro:
"Los Tesoros de Sabaneque"

de Pedro Suárez Tintín

tt-calavera-pirata.jpg

Copyright - Tintín Collection 1998